Urgencias: 606 066 066
Qué puede ocurrir si tienes tu fosa séptica sin mantenimiento

Qué puede ocurrir si tienes tu fosa séptica sin mantenimiento

Realizar un buen mantenimiento de una fosa séptica es fundamental para prevenir cualquier tipo de incidencia en el desagüe de nuestra vivienda o posibles atascos en esa misma zona, entre otros problemas.

Cuando hablamos de una fosa séptica lo hacemos de un depósito de acumulación, filtrado y drenaje destinado al tratamiento de las aguas residuales domésticas en zonas desprovistas de sistemas de alcantarillado.

Una fosa séptica debe situarse siempre en un suelo firme y en un terreno que no sea pantanoso y en el que no se puedan producir inundaciones. Del mismo modo, ha de estar lejos del tránsito de vehículos, así como de cauces de ríos o fuentes de abastecimiento, y localizarse en espacios accesibles a los vehículos de limpieza.

A la hora de acometer la instalación de una fosa séptica hay que tener muy en cuenta que la excavación previa del terreno tiene que ser proporcional al tamaño de la fosa y garantizarse el correcto apoyo de ésta, al igual que las adecuadas conexiones de entrada, salida y ventilación.

¿Qué puede pasar si la fosa séptica no tiene un buen mantenimiento?

Si no llevamos a cabo un buen mantenimiento de una fosa séptica nos podemos encontrar con diferentes incidencias, de mayor o menor gravedad y coste económico.

En el caso de que no realicemos limpiezas periódicas, de la mano de una empresa especializada que atesore profesionales y equipos especializados para esta tarea, nos podemos encontrar con atascos en la fosa.

Del mismo modo, si ésta no se encuentra lo suficientemente limpia, puede dejar de absorber el agua producida tras fuertes precipitaciones, por lo que pueden producirse inundaciones.

Y eso no es todo, ya que, en ocasiones, el incorrecto mantenimiento de una fosa séptica puede hacer que la falta de oxígeno acumulada dentro de la misma provoque malos olores en nuestra vivienda.

Por contra, si la fosa séptica es revisada adecuadamente, con un correcto mantenimiento, la periodicidad necesaria y de la mano de personal experto, conseguiremos incrementar su ciclo de vida útil y ahorrarnos, por tanto, el coste importante que se derivaría de posibles atascos e inundaciones.

En qué consiste el mantenimiento de una fosa séptica

El mantenimiento de una fosa séptica, habitualmente, se basa en el vaciado de los lodos y grasas que se instalan en el fondo. Es imprescindible llevar a cabo una limpieza como mínimo de forma anual, aunque la frecuencia final dependerá del uso de la fosa y del estado en el que se encuentre.

En cualquier caso, cuando el lodo ocupe aproximadamente la mitad de la instalación será necesario solicitar la ayuda de un profesional o empresa especializada en esta tarea, como Morga, que atesora más de 20 años de experiencia en el sector, para su retirada.

El correcto mantenimiento de una fosa séptica es una tarea que puede ser peligrosa debido a los gases tóxicos e inflamables existentes en la misma. Por eso es necesario contactar con una empresa dedicada al mantenimiento y la limpieza de fosas sépticas, ya que se encargará de poner en marcha la solución más adecuada ante cualquier problema o incidencia.

trucos mantener una fosa septica

Últimos contenidos sobre fontanería y desatascos

Utilizamos cookies propias, de terceros y de análisis de los hábitos de navegación para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continuas navegando, aceptas la instalación de las mismas. Puedes configurar las cookies en tu navegador, aunque esto puede ocasionar dificultades de navegación en la web. Cómo configurar
Abrir chat
Solicitar más información
Morga Desatascos y Fontanería
¿Qué problema tienes? ¡Estamos encantados de poder ayudarte!