Urgencias: 606 066 066
Cuándo una tubería o terraza es privada o común

Cuándo una tubería o terraza es privada o común

Si tienes una avería o un atasco y no sabes cuándo una tubería o terraza es privada o común, no te preocupes, en este artículo resolvemos todas tus dudas.

En toda comunidad de vecinos surgen muchos interrogantes sobre qué es privado y qué es común, qué deben pagar entre todos los propietarios en caso de avería y cuándo es solamente responsabilidad de uno de los vecinos que integran dicha comunidad.

Entre las cuestiones más comunes está la siguiente: ¿cuándo una tubería o terraza es privada o común? En este artículo intentaremos resolver esta pregunta.

Cuándo una tubería o terraza es privada o común

Para resolver la problemática de qué es común y qué no, debemos recurrir a la Ley de Propiedad Horizontal, aquella que hace alusión al conjunto de normas que regulan la división y organización de diversos inmuebles, como resultado de la segregación de un edificio o de un terreno común.

Conocer los aspectos clave de la Ley de Propiedad Horizontal resolverá todas nuestras dudas en esta materia, como las siguientes:

Cuándo una tubería es privada

Una tubería es privada y es responsabilidad del vecino en cuestión en los siguientes casos:

  1. Cuando presta servicio sólo a un copropietario del edificio, aunque pase por elementos comunes.
  2. Que esté dentro de la superficie útil de su vivienda y preste servicio a un solo copropietario.
  3. Que desde la llave de paso (elemento privativo) discurran por el interior de la vivienda o local y den servicio a instalaciones privadas.

Cuando una terraza es común de uso privativo

Para responder a este otro interrogante debemos diferenciar entre elementos comunes y elementos privativos en una comunidad de vecinos.

  • Elementos comunes: aquellos espacios indivisibles que no son de uso exclusivo de los propietarios. Todos los vecinos los utilizan en las mismas condiciones de igualdad.
  • Elementos privativos: aquellos espacios delimitados , como pisos o locales, en la escritura de división horizontal y que son de propiedad exclusiva de los propietarios individuales, que formen parte de un inmueble y que sean susceptibles de un aprovechamiento independiente o exclusivo, por parte de éste. Estos pisos o locales tienen salida, generalmente, a un elemento común o bien a la vía pública. El artículo 396 del Código Civil establece lo siguiente:

“Los diferentes pisos o locales de un edificio o las partes de ellos susceptibles de aprovechamiento independiente por tener salida propia a un elemento común de aquél o a la vía pública podrán ser objeto de propiedad separada, que llevará inherente un derecho de copropiedad sobre los elementos comunes del edificio, que son todos los necesarios para su adecuado uso y disfrute, tales como el suelo, vuelo, cimentaciones y cubiertas; elementos estructurales y entre ellos los pilares, vigas, forjados y muros de carga; las fachadas, con los revestimientos exteriores de terrazas, balcones y ventanas, incluyendo su imagen o configuración, los elemento de cierre que las conforman y sus revestimientos exteriores; el portal, las escaleras, porterías, corredores, pasos, muros, fosos, patios, pozos y los recintos destinados a ascensores, depósitos, contadores, telefonías o a otros servicios o instalaciones comunes, incluso aquéllos que fueren de uso privativo; los ascensores y las instalaciones, conducciones y canalizaciones para el desagüe y para el suministro de agua, gas o electricidad, incluso las de aprovechamiento de energía solar; las de agua caliente sanitaria, calefacción, aire acondicionado, ventilación o evacuación de humos; las de detección y prevención de incendios; las de portero electrónico y otras de seguridad del edificio, así como las de antenas colectivas y demás instalaciones para los servicios audiovisuales o de telecomunicación, todas ellas hasta la entrada al espacio privativo; las servidumbres y cualesquiera otros elementos materiales o jurídicos que por su naturaleza o destino resulten indivisibles. Las partes en copropiedad no son en ningún caso susceptibles de división y sólo podrán ser enajenadas, gravadas o embargadas juntamente con la parte determinada privativa de la que son anejo inseparable.”

Otra de las consultas frecuentes sobre terrazas es qué ocurre con las terrazas comunes de uso privativo.  Este tipo de terrazas son un elemento común, pero al cual solo tiene acceso el propietario de la vivienda a través de la cual se accede. En estos casos, por ejemplo, también conviene saber de quién es responsabilidad el mantenimiento y la reparación de tuberías en terrazas.

Descargar checklist

Últimos contenidos sobre fontanería y desatascos

Utilizamos cookies propias, de terceros y de análisis de los hábitos de navegación para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continuas navegando, aceptas la instalación de las mismas. Puedes configurar las cookies en tu navegador, aunque esto puede ocasionar dificultades de navegación en la web. Cómo configurar