Fontaneros 24 h. Desatascos Pozos sépticos

Cómo arreglar una cisterna que gotea

14 septiembre, 2016

Cómo arreglar una cisterna que gotea

Cómo arreglar una cisterna que gotea, una de esas pequeñas reparaciones de fontanería que fácilmente podemos llevar a cabo en casa, por nuestra cuenta. Y además es una de las importantes: una cisterna que gotea supone una fuga continua de agua que a largo plazo puede acabar notándose en la factura. Y no queremos eso, ¿verdad? Por no mencionar los molestos ruidos que se producen.

Aunque el goteo de la cisterna puede ser producido por varias causas diferentes, lo más habitual es que se deba a algún tipo de problema en la válvula de llenado, que no interrumpe el flujo de agua cuando debería hacerlo, o a la válvula de descarga, que no se cierra como debería. En ambos casos probablemente necesitarás una válvula nueva, tenlo en cuenta.

Veamos ahora cómo ponernos manos a la obra para arreglar una cisterna que gotea. Lo primero de todo es abrir la cisterna en cuestión. Si es de pulsador, deberás tirar de él hacia arriba con un destornillador o alguna herramienta similar. Si es de tirador, deberás sujetar la varilla hacia arriba con unos alicates mientras desenroscas el pomo.

Si el problema se encuentra en la válvula de llenado, verás que el agua rebosa. En este punto, hay dos posibilidades:

  1. Se ha acumulado cal y el flotador que interrumpe el flujo de agua se atora. En este caso, bastará con limpiarla, normalmente. En el caso de que el flotador se haya quedado mal regulado, podrás solucionarlo con el tornillo que encontrarás en la parte superior.
  2. La válvula de llenado está obstruida. Aquí no te quedará otro remedio que cambiar la válvula, por desgracia.

Si, por el contrario, el problema se halla en la válvula de descarga, deberás cambiarla siguiento estos pasos:

  1. Cierra la llave de paso del agua y vacía totalmente la cisterna.
  2. Desmonta la válvula.
  3. Asegúrate de limpiar bien la junta y el asiento en el que esta se apoya.
  4. Introduce la nueva válvula en la cisterna y gírala hasta que quede bien encajada.
  5. Abre de nuevo la llave de paso del agua y asegúrate de que la fuga ha desaparecido.

Arreglar una cisterna que gotea puede resultar un poco laborioso, pero, como ves, es posible hacerlo con unas pocas herramientas de fontanería y algo de habilidad.

Todo esto, por supuesto, en caso de que se trate de una avería sencilla. Si el problema es más complicado, sé sensato: no te la juegues, y déjalo en manos de profesionales.

En Limpiezas Morga estamos a tu disposición 24 horas al día, 365 días al año. En menos de 1 hora llegamos a cualquier punto de Bizkaia, y nunca nos vamos sin haber resuelto un problema.

Contacta con nosotros en info@limpiezasmorga.es o, si es urgente, llámanos ahora mismo al 606 066 066. Profesionales de confianza, de tu zona, siempre a tu servicio.

 

Atascos y fontanería

Categorías: Fontanería profesional

Etiquetas: , ,


Cómo arreglar una cisterna que gotea
5 (100%) 1 voto


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Apúntate a nuestra newsletter

Acepto el aviso legal.

Últimos contenidos sobre fontanería y desatascos